lunes, 13 de mayo de 2013

El nombre de la marca como factor de éxito



Vamos a dedicar un par de drops a los signos más elementales que conforman la parte visible de la marca: el nombre y el logotipo. Comenzamos con la parte pronunciable. 

Te proponemos que apuntes en un papel todos los nombres de marca que te vengan a la mente y que trates de clasificarlos de alguna manera (por ejemplo, nombres de personas, de animales, de lugares, mitológicos, que describen algo, sin significado aparente...). Si tu lista es lo suficientemente larga, seguramente llegues a la conclusión de que existen muchas "fuentes de inspiración" a la hora de crear nombres; da la sensación de que cualquier nombre puede ser un nombre de marca... 

La realidad nos muestra que cualquier nombre, por extraño que nos parezca, se puede convertir en una "gran marca", entendiendo por tal una marca sólidamente asentada en la mente de su público objetivo y con significados asociados que le llevan a preferirla frente a otras. Pero lo cierto es que el nombre en cuestión puede contribuir a reducir o aumentar el esfuerzo o coste necesario para llegar a ese deseado status de "marca poderosa". 

Nos explicamos: lo deseable sería que el cliente tuviera que realizar el menor esfuerzo posible para hacerle un hueco a la marca en su mente. Sin embargo, hay nombres que dificultan esa tarea, por ser, por ejemplo, especialmente largos, complejos, o poco distintivos. En esos casos, la empresa se vería obligada a hacer una mayor esfuerzo o inversión para que el publico objetivo aprenda y recuerde el nombre de la marca. Llegamos a la conclusión, por tanto, que las marcas cortas, sencillas y distintivas son preferibles, porque entrañan un menor esfuerzo para el publico objetivo y la misma empresa. 

Por otro lado, el nombre de marca puede ser empleado también para proyectar "significados de marca". Estas marcas reciben el nombre de "marcas descriptivas o evocadoras" y ayudan a proyectar la identidad de la marca en la fase de implementación de la identidad, a la que nos referimos en el drop 5. Resulta evidente, por tanto, que antes de seleccionar el nombre es necesario definir la identidad de la marca. 



En definitiva, un buen nombre no garantiza el éxito de la marca, ni uno malo conlleva necesariamente su fracaso, porque el nombre no es sino una de las piezas del complejo engranaje del Branding. Pero, es un componente importante sin lugar a dudas, porque es la primera seña de identidad de la marca, le identifica, le DIFERENCIA y le da entidad, al igual que ocurre con las personas. Además, hay que tener en cuenta que es el "soporte verbal" al que se vinculan los significados de marca en nuestra mente. 

Por último, cabe observar que es una de esas decisiones que se deben tomar con cuidado, porque su modificación puede resultar realmente costosa (implicaría realizar un gran esfuerzo para dar a conocer la nueva marca). Bien utilizado el nombre de marca se puede convertir en un importante aliado, que, por cierto, conviene proteger legalmente mediante el correspondiente registro, de acuerdo a la ley 17/2001 de 7 de diciembre de marcas.

19 comentarios:

  1. ¡Hola, hola!

    Feliz martes... Muy interesante esta entrada de hoy. Conversaba con un cliente la semana pasada acerca del nombre de su empresa y cómo afectaría a la marca como tal, y le hice la misma acotación: El nombre, como tal, no es lo más importante, sino lo que construyas alrededor de él.

    Si generas para tus clientes una experiencia de servicio realmente positivo, entonces el nombre y la marca saldrán fortalecidos y se desarrollarán positivamente.

    Como bien lo indicas, el nombre solo por nombre, no es ni frío ni caliente, la combinación es lo que realmente es importante.

    Compartiendo :-D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal como comentas, Joel, el éxito en Branding depende de la combinación de muchas cosas... Con todo, creemos que con bastante frecuencia se adoptan posiciones extremas respecto a la importancia del nombre de la marca. Nuestra filosofía es emplear todos los instrumentos a nuestro alcance para que una marca desempeñe bien sus funciones, y entre ellos está el nombre, que es una pieza más del engranaje.

      Muchas gracias por venir, por aportar y por compartir.

      ¡Feliz noche!

      Eliminar
  2. Buenas, si que es verdad que hay nombres de marcas difíciles que gracias a la buena publicidad han quedado en la mente de todos. Post muy interesante, como siempre! Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas noches Esther,
      Es cierto que hay nombres de marcas difíciles. A veces se debe al hecho de que una empresa sigue una estrategia de marca global, empleando el mismo nombre de marca en distintos países. Puede darse el caso de que un nombre resulte sencillo para los habitantes de un país, pero más complicado para los habitantes de otras zonas del planeta.
      En otros casos, se busca deliberadamente un nombre complejo para conseguir notoriedad, ser distinto, creativo... En cualquier caso, un nombre difícil implica un mayor esfuerzo por parte de la empresa para ubicar la marca en la mente de su público.

      Muchas Gracias por volver a visitarnos y por tu comentario. ¡Abrazos!

      Eliminar
  3. Muy interesante, como todos vuestros post, explicados paso a paso, de un modo lógico, imbuyendo de racionalidad, conocimiento, racionalidad y profesionalidad todo este proceso. Muchas gracias por compartit y crear conocimiento.

    ResponderEliminar
  4. Me he pasado de racional...Será porque me gusta o porque me ha costado un montón enviar el comentario. A la sexta, lo conseguí. Al fin. Gracias, de nuevo. Esencia auténtica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradecemos de verdad tu empeño Montse. Nos alegra saber que el "goteo" de nuestras Branding Drops te resulte fácil de seguir. Intentaremos seguir en la misma línea para que nadie se nos quede en el camino...

      De todas formas, a medida que vayamos profundizando en los contenidos, incluiremos algunos drops para recapitular y ordenar las ideas.

      ¡Gracias de nuevo y feliz noche!

      Eliminar
  5. El nombre de la marca es lo primero que llega al consumidor, la primera impresión, que sin duda va a condicionar la imagen que se va a crear de nosotros. Nos va a acompañar, si todo va bien, durante mucho tiempo y va a ser un importante factor de su personalidad. Creo que es uno de los grandes retos del marketing: escoger el mejor nombre posible para nuestra marca. Buen post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La "primera impresión" en marketing es sin duda importante. El propio nombre puede ser un factor desencadenante de significados y, como tú comentas Marta, un instrumento adecuado para empezar a transmitir una determinada personalidad. El reto es que luego exista una coherencia con el resto de señales dirigidas al mercado mediante otros instrumentos de comunicación.

      ¡Gracias por pasearte por nuestro blog y darnos tu punto de vista, buen miércoles!

      Eliminar
  6. Es como el nombre de nuestros hijos, importantísimo !!!
    Gracias y felicidades, otra drop a mi baulito de los tesoros... :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias a ti Reyes, nos alegra verte de nuevo por aquí, feliz día!

      Eliminar
  7. Está muy claro el planteamiento que haces y muy útiles los argumentos. Ahora mismo algunas consideraciones que describes las tengo que tener en cuenta para crear el nombre de una marca con unos atributos muy particulares. Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La selección del nombre de marca es un tema que siempre da cierto vértigo. Para evitar problemas, es necesario partir de un criterio claro. Nos alegramos de que nuestra aportación te haya resultado de utilidad.

      ¡Buenas noches Esteban, gracias a ti!

      Eliminar
  8. Me parece una tarea difícil elegir nombre para una marca, todos queremos que sea sonoro, original y convincente. Pero estoy de acuerdo en que no lo es todo, y que, igual que una persona maravillosa con un nombre de pila poco afortunado acaba convirtiéndolo en algo exótico y memorable, que le aporta personalidad, sucede exactamente lo mismo con en nombre de marca. Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La originalidad del nombre ayuda considerablemente a lograr una posición diferenciada en la mente del consumidor. El problema es que, dada la cantidad de marcas que existen la actualidad, no resulta fácil ser original sin sacrificar el resto de los requisitos que teóricamente debería cumplir un buen nombre de marca. La solución pasa por una creatividad “bien enfocada”.

      Muchas Gracias Maria por tu comentario, nos alegra verte de nuevo. Un beso.

      Eliminar
  9. Estoy con lo comentado por todos......y defiendo el eclecticismo que propone Irudhitz...porque....si bien un nombre genera evocación, porque no puede valer como clave la musicalidad del mismo aunque no signifique mucho? Como profano, a mi siempre me ha entrado más el aspecto visual, aunque no renuncio jamás al poder seductor del nombre...al final, es la esencia misma del articulista, el equilibrio entre talento, creatividad y estrategia la que situará en el firmamento del éxito el nombre y el logo, o sea la marca....Una vez más estos drops hacen pensar seriamente y ejercen maestrazgo de calidad!!! Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente Josep, los atributos fonéticos de la marca, es decir, su "sonoridad", su pronunciación , su acentuación, ritmo, etc. también son aspectos a tener en cuenta a la hora de seleccionar el nombre idóneo para la marca.

      ¡Gracias por tu visita y por tus generosas palabras, feliz viernes Josep!

      Eliminar
  10. Cómo me gusta seguiros ¡¡ Gotita a gotita de esencia ¡¡¡
    El nombre: es la primera seña de identidad de la marca, la identifica, la DIFERENCIA y le da entidad. Se construye con CREATIVIDAD bien enfocada. Extraordinario ¡
    Al leer el drop se me ha venido a la cabeza los típicos Juanycar, RoyFer, AyL... deseo que a todos aquellos que emprenden, se esfuerzan, creen en sus proyectos, pero andan un poco perdidos les lleguen estas saludables gotitas de esenciadeirudhitz ¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los emprendedores deben centrarse en aquello que saben hacer para generar valor y crecer como negocio. Pero, tal como sugieres, es conveniente que conozcan los principios básicos del Branding para evaluar los servicios que les prestan las empresas de comunicación y tomar decisiones con criterio.

      Muchas gracias por tu comentario Cristina, compartimos absolutamente tu deseo.

      ¡Buen inicio de semana!

      Eliminar